Fitness      

Diario La Nación, Suplemento Moda & Belleza del 3 de junio 2004

 Cerrar esta ventana y continuar selección
 

Rutinas saludables: todo para estar mejor

Cambio de hábitos, cambio de vida

Cuidado de la piel, alimentación sana y actividad física, puntos de partida para la armonía integral.

Sin Pausa.
La actividad física debe realizarse a conciencia durante todo el año, no a partir de la primavera, cuando empieza la desesperación por mejorar la silueta.

Hay que evitar esas conductas compulsivas, comunes de octubre a diciembre (encerrarse en el gimnasio durante tres o cuatro horas). Lo ideal es realizar actividad constante tres veces por semana, de una hora a una hora y media cada vez. Así, los martes y jueves el cuerpo se recupera para seguir. Aseguran que el músculo crece cuando descansa del ejercicio.

Es conveniente combinar aparatos o gimnasia localizada con peso de hasta dos kilos, para tonificar los músculos, con actividad aeróbica, durante 20 minutos como mínimo.

Así se quema grasa, se gana oxígeno y se entrena el corazón. Lo indicado es realizar gimnasia localizada tres veces por semana (con carga liviana y alta repetición) y dos veces de actividad aeróbica (caminata en cinta a paso sostenido, bicicleta o natación). Respecto de la actividad aeróbica hay que evitar saltos e impacto, dado que pueden provocar celulitis, várices y, también aflojar los tejidos, entre otras consecuencias.

Para cualquier tipo de actividad física es importante tener un calzado apropiado (se recomiendan zapatillas con cámara de aire y cordones, que mantienen el pie estable y evitan lesiones), para no lastimar los pies, las rodillas o la columna. Si la actividad se realiza al aire libre, en invierno es conveniente tapar la boca y la nariz para evitar resfríos. En todos los casos, antes de comenzar es bueno consultar al médico.


Asesoramiento: Instr. Daniel Tangona, preparador físico
 



 


 

(Daniel Tangona, (54911) 3639-1200)
 

Fitness    


 Cerrar esta ventana y continuar selección

www.tangona.com