NOTA     

  Diario Clarín - 23 de Febrero 2007

TRAUMATOLOGÍA PREVENCIÓN DE LESIONES
Un buen calzado deportivo


La elección de las zapatillas es crucial para mejorar el rendimiento y evitar trastornos.
 

La promoción de la actividad física por parte de los médicos y las instituciones sanitarias está dando buenos frutos. Basta ver la gente que crecientemente acude a los gimnasios o hace ejercicios al aire libre, en los grandes parques de Buenos Aires.

Sin embargo, la falta de recaudos puede traer efectos indeseables. Un clásico son las lesiones provocadas por una mala elección del calzado. Las zapatillas mal diseñadas o en mal estado pueden inflamar el tendón de Aquiles, generar problemas de rodilla y periostitis. También es importante la elección de la medias, para evitar erosiones, ampollas y micosis.
 

¿Más rápido y más lejos?
El calzado deportivo ha tenido su propia evolución tecnológica y es bueno saber aprovecharla.
Sin embargo, es importante no dejarse llevar por la publicidad que promete (y no siempre cumple) “Saltar más alto, correr más rápido, o llegar más lejos”, adquiriendo modelos de Súper Zapatillas que además de caros pueden, a veces, no ser los apropiados para la forma del pie. Un buen asesoramiento impide la aparición de lesiones y mejora el rendimiento definitivo.

Las lesiones provocadas por una mala elección del calzado son muchas y muy variadas, según la edad, la anatomía del pie, el deporte. Algunas de ellas: tendinitis, ruptura del tendón de Aquiles, fracturas por estrés de pie y tibia (en deportistas de alto rendimiento), fracturas patológicas (osteoporosis) en mayores de 60. Otro de los riesgos posibles es la periostitis, una inflamación del periostio, la membrana que rodea todos los huesos y donde se insertan los músculos y tendones. Como tratamiento básico e inicial se realiza hielo, antiinflamatorios, kinesiología, fisiatría y plantillas que corrigen el apoyo.


Cómo elegir
En todos los deportes, el calzado adecuado debe reunir las siguientes condiciones: Flexibilidad de la suela (unir con facilidad los dos extremos del calzado). Contrafuerte rígido o firme. Amortiguación en el talón, con cualquier tipo de tecnología (cápsula de aire, silicona inyectada, resortes, etc.) Material aireado, que permita la ventilación del pie (necesaria para evitar la humedad, ampollas, micosis, etc.)

…CONSEJOS
Las consecuencias de correr, caminar, saltar, trotar, sin el adecuado calzado en las distintas superficies, pasto, piedras, cemento, adoquines, tierra, barro, arena, pueden ser peligrosas. Uno podrá correr desnudo, con ropa vieja, pero las zapatillas deben ser las mejores y cómodas desde el primer día. Otro consejo: si tiene 60 años, no entrene como si tuviera 20. Acepte el paso del tiempo y comience de manera suave y metódica. Usted no quiere ser Superman, sino mejorar su calidad de vida.

Daniel Tangona, Fitness Trainer



 







(Daniel Tangona, (54911) 3639-1200)

 Cerrar esta ventana y continuar selección
 

www.tangona.com