Fitness   

Revista Nueva - Septiembre 2005

Celulitis
UN PLAN CON REBAJA

La sola mención de la palabra hace que las mujeres tiemblen: el 90% debe enfrentarse a diario con la temida piel de naranja. ¿Las causas? Varias. Dietas, tratamientos y ejercicios para combatir este mal del que pocas se salvan.

Hay una batalla diaria que únicamente las mujeres deben enfrentar; o al menos, la mayoría de ellas. Las cifras que arrojan las estadísticas se vuelven tajantes: 9 de cada 10 mujeres padecen celulitis. Pero no sólo eso. A medida que pasa el tiempo se comprueba que aparece en mujeres cada vez más jóvenes. En la actualidad, chicas que no llegan a los 15 años deben aprender a convivir con este problema popularmente conocido como “piel de naranja”.

¿Los términos “padecer” y “problema” le parecen demasiado? Como quien no quiere la cosa, pruebe deslizar así como al pasar la palabra “celulitis” en una mesa de mujeres. Caos, terror, horror, error fatal. Verá como los rostros se desfiguran, la temperatura se eleva y se suceden una serie de consejos, recetas caseras y cuanto nuevo invento esté disponible para intentar combatir este mal. Ni hablar de lo que pueden llegar a decir de esa única mujer de la decena que, por una sumatoria de razones, logra permanecer inmune al asunto.

Lamentablemente en esta nota no vamos a descubrir ninguna receta, producto o tratamiento que por arte de magia logre devolver la tersura de la piel. No se haga ilusiones. En el rubro “celulitis” los milagros no existen. Se trata de combinar una buena alimentación, una rutina de ejercicios y el tratamiento adecuado para cada caso. Veamos.


Mover el esqueleto
Otro de los pilares de este tratamiento corresponde a la actividad física. “Todo lo que sea activar la circulación, la oxigenación de la sangre y el transporte de nutrientes, sirve”, dice el profesor Daniel Tangona, especialista en programas de entrenamiento personalizados. Y agrega: “El Colegio Americano de Medicina y la Clínica Mayo recomiendan realizar trabajo aeróbico 6 veces por semana. Es importante variar entre los distintos tipos de ejercicios para que los resultados sean más efectivos y además, evitar el aburrimiento. De todos modos, no hay que dejar de lado el entrenamiento con pesas o máquinas. Lo que hay que tener en cuenta son las cargas, ahí radica el secreto del éxito del programa”. Además de proponer una rutina de entrenamiento (ver piernas firmes), Tangona sugiere: “Nadar, pedalear en bicicleta fija o de calle, caminar o utilizar el step hidráulico. Todo lo que evite el impacto. No conviene correr, ni saltar en clases violentas, sobre superficies que no están preparadas”.

PIERNAS FIRMES
Como cualquier entrenamiento, la rutina debe comenzar con una buena entrada en calor. “Caminar por lo menos 30 minutos o hacer 50 de bicicleta, a una intensidad acorde con la edad en lo que respecta a la frecuencia cardíaca –recomienda el profesor Daniel Tangona-. Entrenar por encima de las posibilidades pone en riesgo la salud y hacerlo por debajo, es perder el tiempo. De todos modos es importante recordar que antes de realizar cualquier actividad hay que consultar con un médico”. Ya en el gimnasio, Tangona sugiere esta combinación de ejercicios:

1. Sentadillas con carga (no sobre la columna): 4 series de entre15 a 20 repeticiones.
2. Estocadas paso adelante, con carga: 4 series de 15 a 20 repeticiones.
3. Prensa: 4 series de 15 repeticiones
4. Camilla de piernas isquiotibiales: 4 series de 20 repeticiones.
5. Aductores: 4 series de 15 a 20 repeticiones.
6. Abductores: 4 series de 15 a 20 repeticiones.
7. Cuádriceps: 4 series de 15 repeticiones
8. Patada en máquina de glúteos: 5 series de 20 repeticiones.

 





















 

   
   

 

(Daniel Tangona, Cel. (54911) 3639-1200)

 Cerrar esta ventana y continuar selección

www.tangona.com